Sábado, 21 Julio 2018
Iniciar sesión

Identificate

Usuario
Password *

 

Este es un decálogo que no solo debe ir en cuestiones gastronómicas, también es aplicable a la vida misma y en cualquier actividad que desarrolle el ser humano.

Martes, 04 Agosto 2015 00:00 Publicado por en Gastronomía

Decalogo de comida para la vida

Este es un decálogo que no solo debe ir en cuestiones gastronómicas, también es aplicable a la vida misma y en cualquier actividad que desarrolle el ser humano;y vaya que ha sido probado, y a la vez ha sustentado su éxito de manera tangible, todo gracias un excepcional chef vasco, Andoni Luis Aduriz y su afamada “fonda”, Mugaritz; digo si es que se le puede considerar así (ya quisiera tener esa pizca de talento y de ingenio) (5 segundos y ya lo pensé mejor, considero que en nuestros genes hay de donde y mucho). Pero no por eso dejen de leer su filosofía y si creen conveniente, piensen si lo aplican a su vida o no, eso ya es cosa de ustedes…

Andoni apoya sus teorías en un decálogo filosófico de la innovación, que resumen su trabajo en los últimos diez años, y que consigue plasmar en su trabajo a la perfección.
* 1. Cambiar de lentes, observar las cosas siempre con “ojos nuevos”.
* 2. Pensar con los 5 sentidos. Sentir en vez de pensar.
* 3. Cooperar, tanto con los más próximos como con otros que aunque estén lejos nos pueden ayudar.
* 4. Ser diferente. Expresarse con identidad propia. Think local, act global.
* 5. Sistematizar modelos de innovación a través de un lenguaje común.
* 6. Improvisar desde el control, no sólo como reacción a los problemas.
* 7. Huir de la obviedad, cambiar convenciones, arriesgarse.
* 8. El objetivo es lo principal, para qué se quiere innovar. La técnica, el producto… Son sólo las herramientas.
* 9. Personalizar las propuestas innovadoras
* 10. Crear una “atmósfera de propósitos”. Pensar no sólo en lo que se es, sino también en lo que se quiere ser. Y expresarlo.

 

Visto 413 veces

¿Te gusto? ¡Compartelo!

Autor

Ocioltura

Ateo y loco de nacimiento, creativo en profesión y programador por accidente, fanático de las películas de terror, sociopata musical de Armando Palomas e Iván García, de reciente manufactura en el mundo de la fotografía.

Síguenos en Facebook

Síguenos en Twitter