in

La Inteligencia Artificial y el Acadio

James Cameron nos lo advirtió, incluso el mismo Spielberg con su fallida película que lleva directamente el nombre de IA – proyecto que pudo estar en mejor sintonía con Kubrick, pero, en fin, que se le va a hacer – y lo estamos dejando pasar como si no vaya a haber consecuencias.

Primero puede ser un cenit creativo para la humanidad, después la eterna monotonía y el tercer acto es el descenso a la esclavitud virtual, más de lo que ya estamos, si no, no estaríamos escribiendo y leyendo esto – los dos incautos lectores que tenemos.

Pero más que ponernos dubitativos y pesimistas, hay que celebrar la agradable y cachonda compañía de esa inteligencia artificial, ya que está creando nuevos horizontes que no imaginábamos y son excitantes de alcanzar. Tal cual ha pasado con los filólogos y la exitosa traducción de la que, puede ser considerada, la más antigua de la historia. Un idioma más ruco no puede haber, ni la de tu tata…

El acadio es la lengua que ha develado sus secretos a la chingonería de las máquinas…

Ya que ha alcanzado un logro destacado al lograr traducir el idioma más antiguo del mundo, de toda la historia. Diversas áreas de la ciencia ya han incorporado esta tecnología en sus investigaciones y aplicaciones, y ahora, su más reciente uso ha sido en el campo de la traducción para decodificar una antigua escritura.

De acuerdo con el informe de Meteored, han utilizado IA paradescifrar el acadio, el idioma más antiguo del mundo. Los resultados de esta investigación fueron publicados en un artículo en la revista PNAS Nexus.

El acadio es una antigua escritura cuneiforme en tablillas de arcilla que data de hace aproximadamente 5.000 años, siendo similar al sumerio. Este idioma fue utilizado en varias regiones de la antigua Mesopotamia, considerada la cuna de la civilización más antigua conocida, abarcando lugares como Akkad, Asiria, Isim, Larsa, Babilonia y Dilmun.

El acadio, también conocido como acadio o asirio-babilónico, era una lengua semítica hablada en la antigua Mesopotamia, particularmente por los asirios y los babilonios. El registro más antiguo conocido hasta ahora es un fragmento de tablilla de arcilla del siglo XIV a.C., descubierto por arqueólogos israelíes en Jerusalén.

Durante esa época, los seres humanos solían marcar las tablillas de arcilla con un sistema de escritura en forma de cuña (de ahí el nombre “cuneiforme”) desde el año 2500 a.C. El acadio se habló en la región entre el 3000 a.C. y el 100 d.C., después del idioma sumerio.

Hasta la fecha, se han conservado miles de tablillas con registros en acadio en distintos lugares del mundo, pero solo una pequeña parte de estos documentos ha sido traducida debido a la falta de expertos calificados y al estado fragmentado de la mayoría de los textos. Esto llevó a los investigadores de Israel a utilizar la IA con el objetivo de simplificar y acelerar el proceso de traducción.

Para entrenar a la IA en la traducción del idioma, los investigadores implementaron la tecnología para transcribir la escritura cuneiforme acadia al alfabeto latino, lo que facilitó la lectura y comprensión del idioma antiguo para cualquier persona no familiarizada con esta escritura. Esta transliteración tuvo una precisión sorprendente del 97%, lo que simplificó en gran medida el proceso de traducción.

Otra versión del modelo de IA fue entrenada para traducir directamente del acadio al inglés, logrando resultados razonables y más ágiles que los que un humano podría lograr, aunque ocasionalmente generaba “alucinaciones” en forma de secuencias de oraciones en inglés que eran gramaticalmente correctas pero que no tenían sentido en acadio.

Si bien el desempeño de la IA no es perfecto en esta tarea, ha logrado destacarse en la traducción de textos de hasta 118 caracteres, como decretos reales y profecías. Sin embargo, los textos poéticos y literarios eran más propensos a generar estas “alucinaciones”.

Gai Gutherz, autor principal del estudio y miembro de la Universidad de Tel Aviv, afirmó: Traducir todas estas tablillas puede revelarnos los inicios de la historia, la civilización de estas personas, en qué creían, de qué hablaban, qué documentaban.

Como la beisbol mis ocioculturales amig@s, estos sabiondos son la mera verdura para entrenar y darle armas a las jijas de los T – 1000 y su gran madrota Skynet…

Pd. Si se preguntan de que servirá al ciudadano común, la respuesta es: ¡NADA! Pero a lo mejor nos volvemos corderos de sacrificio para esos científicos cuando descifren los sacrificios antiguos…

Written by Invidente Zurdo

Los mejores discos “en concierto” by Futuro

Agave Depredador